Skip to content

Análisis. Brillante año ciclístico

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Colombia sigue siendo protagonista, en las tres grandes Vueltas del calendario del ciclismo internacional.

Egan Bernal, ganador del Giro de Italia 2021. Foto: La Opinión.

Por Rafael Mendoza Quiñónez

Periodista especializado en ciclismo

El que en la Vuelta a España los ciclistas colombianos no ocuparan posiciones de honor, a pesar de que fueron protagonistas de primera línea y el incidente protagonizado por Superman López a dos días del final, quizás han dejado entre los aficionados la impresión que en 2021 se ha retrocedido un poco, pero la realidad es que nuestros muchachos siguen en la vanguardia, muy por delante de países con larga tradición.

Aunque es indudable que en las tres grandes competencias del año, los primerísimos lugares se los llevaron los eslovenos, por los triunfos de Tadej Pogacar, en el Tour de Francia, y de Primoz Roglic, en la Vuelta a España, no muy lejos están los colombianos, que con la sonora victoria de Egan Bernal en el Giro de Italia dejan lejos a naciones que en el pasado dominaban estas carreras, como Francia, España, Italia, Bélgica o Alemania, que ahora tienen que contentarse con posiciones secundarias. Basta señalar la decepción de los aficionados españoles que no vieron este año a ninguno de sus corredores ganando al menos una etapa en las tres pruebas.

Daniel Felipe Martínez, el gran gregario de Egan, en el Giro. Foto: Pulzo.

Y es que además de la camiseta rosa de Bernal, hay que agregar las dos victorias de etapa del corredor de Zipaquirá; el coronarse como el mejor de los jóvenes; el quinto lugar de Daniel Felipe Martínez -considerado el mejor gregario- en la prueba italiana; recordar el décimo puesto de Rigoberto Urán, en el Tour de Francia, y, así mismo, el sacrificado sexto lugar de Egan en la Vuelta, carrera a la que llegó luego de superar los graves problemas que ocasiona en un atleta de alta competencia, el contagio del COVID y el escaso tiempo que tuvo para prepararse para un evento que se desarrolló a un ritmo infernal.

A pesar de que no estaba en su rendimiento habitual, Egan no pasó inadvertido en la ronda ibérica, ya que fue el único que se atrevió a atacar frontalmente a Roglic, en dos jornadas de la última semana, en forma especial en la que llegaba a los Lagos de Covadonga, a 60 kilómetros de la meta propiciando una batalla sin tregua alguna, que al final se resolvió en favor del esloveno.

Responsabilidad compartida

El sonado retiro de Miguel Angel López ha servido para que la crítica haya sido implacable con el corredor boyacense, al que le ha caído agua sucia de todos lados. Los sonados argumento de que “el que manda, manda, aunque mande mal” y que quien le paga tiene el derecho de ordenarle cuáles deben ser sus movimientos, se ha esgrimido a diestra y siniestra, para hablar de una pataleta que lo sacó de su batalla por el podio.

Sin conocer al detalle cómo ocurrieron las cosas, porque hay muchas versiones encontradas, puede uno pensar que quizá la orden que se le dio de no perseguir, para no poner en riesgo el segundo lugar de su compañero Enric Más era absurda, pues en esos momentos no había ninguna posibilidad de amenaza, ya que el único que quizá podría hacerlo, Egan Bernal, ya había quemado sus últimos cartuchos. Incendiar las naves por un subtítulo es de locos… Hay que recordar que después del primero, todos son perdedores…. Sacrificar, además, la posibilidad que en el podio se vieran dos camisetas azules no parece lo mejor para un equipo que por muchos años ha estado en el corazón de los colombianos. Lo sentimos por el corredor, pero mucho más por el equipo, que quizás es el que más pierde con la salida de Superman, ya que fue el único corredor que les dio una victoria en las tres grandes, por cierto en una jornada inolvidable, la del ascenso final entre la niebla al Gamoniteiru, quizás el más difícil puerto que se puede afrontar en una competencia ciclística en el mundo, ya que algunos especialistas europeos indican que es como subir dos veces el Tourmalet. Además el colombiano fue así mismo campeón de la Vuelta a Andalucía.

Artículos DE LA REVISTA relacionados

PATROCINADORES